En la actualidad la mayoría de nosotros hemos manejado un auto utilizando algún tipo de GPS que nos indica el camino correcto de un lugar a otro. El GPS nos ayuda a llegar a destino a tiempo y gracias a él podemos evitar el estrés que nos produce llegar tarde porque nos hemos perdido, o malgastar preciosos recursos como la nafta (bencina). 

Imaginen ¡Cuánto más sencilla sería la vida si nuestros cuerpos tuvieran un GPS interior! ¡Cuánto más fácil sería tomar decisiones!  ¡Cuántos menos errores cometeríamos! ¡Cuánto menos estrés tendríamos!

Aquí viene lo más interesante…

Nuestro cuerpo TIENE un sistema de GPS interior formado por la intuición y el corazón. En el instituto científico “The HeartMath Institute” [El Instituto HearthMath], actualmente se están llevando a cabo investigaciones fascinantes acerca del sistema de GPS interior de la intuición y el corazón.

En el último estudio realizado en dicho Instituto, se muestran fotografías de personas observando lugares paradisíacos y animales peligrosos. Lo que se descubrió es ¡Asombroso!  Los corazones de las personas respondían antes de ver las fotografías! Los investigadores llegaron a la conclusión de que nuestro corazón y nuestra intuición son tan poderosos que el GPS interior realmente puede sentir las cosas antes de que sucedan.

 En algún momento de nuestra vida, cada uno de nosotros ha experimentado este poderoso GPS intuitivo.

El tema es que nuestra mente educada está condicionada y tiene tantos patrones que la mayoría de las veces no escuchamos a nuestro corazón o a nuestra intuición, aunque sabemos que nos están diciendo la verdad. Muchas veces tomamos la decisión opuesta a la que nos dice nuestro GPS interior y todos sabemos lo que sucede. 

¿Qué tiene esto que ver con la quiropráctica?

TODO

Si hay una subluxación vertebral que interfiere con el flujo de energía que va desde el cerebro hacia el cuerpo y viceversa, es literalmente imposible tener una conexión clara con nuestro GPS interior. Es como si tuviéramos un GPS conectado a un satélite o a algún tipo sistema de redes y dicho sistema tuviera una interferencia como consecuencia de una tormenta. No podríamos oír ni seguir las instrucciones. 

La quiropráctica está relacionada con la conexión. La conexión de la energía que sale del cerebro, va al cuerpo y regresa al cerebro. La conexión con nuestra intuición y nuestro corazón, La conexión con la materia, la inteligencia y la fuerza de la vida.  

Nuestro GPS interior nos guía a través de los síntomas, las enfermedades y la vida, simplemente escuchando y entendiendo sus signos y señales.

PERO para que esto ocurra, el sistema nervioso debe funcionar SIN interferencias. Y ello puede suceder únicamente si la columna vertebral está libre de subluxaciones. El propósito de Vida Chiropractic y Nueva Vida es que, desde el nacimiento hasta la muerte, las personas vivan la mayor cantidad de tiempo posible libres de subluxaciones vertebrales. Es por ello que tanto nosotros como nuestras familias recibimos chequeos quiroprácticos semanales. Esto nos permite interactuar con nuestro GPS interior, estar conectados con él y escucharlo claramente.  De esta manera, la vida es más sencilla, fluye mejor y permite que las personas puedan prevenir problemas en cada nivel.

¡El poder originado por una vida sin subluxaciones, no tiene precio!